Constituyente: Mío De Mí

¿Han escuchado el cuento de los dos burros hambrientos? – seguramente que sí­; pero por si alguien esta fuera de ese grupo, se los cuento rapidito. Habí­an dos burros que estaban amarrados por una cuerda, muy hambrientos por cierto; el dueño les quería enseñar una lección para que trabajen juntos, así­ que puso dos bolsas grandes de comida para cada uno; pero se los puso bien alejados. Cada uno comenzó a tirar para su lado, pateaban y usaban todas sus fuerzas para poder llegar cada uno a su comida. Después de un rato de pelea, muy cansados y lastimados se dieron cuenta que podí­an comer, primero de una bolsa y luego de la otra.

No me gusta tener el tí­tulo de “burro”; creo que desde niños, en la escuela, se nos quedó eso de que si nos llaman burros, es lo peor que se nos puede decir. Eres burro si no aprendes esto, si no pateas bien la pelota, si no escribes bien, si lees lento, si te equivocas en algo tan obvio o fácil, si hablas mal una palabra y la lista puede hacerce bien larga…

¿Por qué hoy no aprendemos un poco de estos burros en particular? – Hay historias, como esta, donde los burros no fueron tan burros y aprendieron algo de todo lo que les pasaba, no creo que nosotros seamos tan burros como para no aprender de todo lo que nos pasa ¿verdad? – yo no quiero caer dentro de ese grupito. Hoy, en Bolivia; ¿acaso no nos damos cuenta que estamos tirando para diferentes lados y cada uno buscando su propia conveniencia? – ¿Cuándo se van a terminar las patadas, las tiradas y los insultos? – ¿Quién va a decir: Dejemos ya de ser tan burros..!!?
Que nadie se meta a creticar y tildar de burros a los demás, una cosa es patear el penal y otra es mirarlo desde el palco. Si no estas haciendo nada para empujar al paí­s para adelante, mejor calladita la boca; pero si de alguna manera estamos comprometidos con esta patria, ya no seamos tan burros y dejemos de hacer tantas burradas.

“No todos los burros son tan burros, los tendrí­amos que imitar…” : Los Burros – Grupo La Hormiga.

← Anterior

Siguiente →

2 Comentarios

  1. Pucha, primera vez que escucho algo interesante de los burros….pero la verdad tienes mucha razòn a veces somos tan fragiles al criterio de la sociedad que no reflexionamos en lo que en verdad puede ser muy valioso para cada uno de nosotros y de esa manera lograr un bienestar comun, super tu articulo.Un abrazo.

  2. Susana Hernan

    gracias al enunciar este cuento y a la vez analisarle con un coso practico me ayudaste con un problema planteado en la uni . mil gracias

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Comparte:

Gracias por compartirlo en tus redes sociales.